Pasta alla trapanese

A veces es difícil digerir sin desconectar. Tras la tragedia de las Ramblas y Cambrils, he pasado a modo ausente en las redes sociales. La pena se me enquista entre tanta crítica partidista y sacada de contexto. ¿Por qué a los españoles nos gusta tanto criticar? Fíjate en las reacciones de facebook ante una noticia triste. Verás más iconos de enfado que de pena y es que, o bien nos cuesta canalizar el dolor o tenemos una mala hostia y rencor brutal que sacamos en cuanto nos la pintan calva.

Sea como sea, mi capacidad de asimilación la reservo para masticarme la pena que es mucha. Siempre que hay un atentado de cualquier índole el dolor me inunda pero cuando es en tu propia patria las penas se acentúan. Mi hijo trabaja muy cerca y seguí con mucho nerviosismo las horas siguientes al atentado. Así que ayer, como te decía, desconecté. No digo que me aislara, al revés, para disolver esa angustia interior se necesita de contacto, de expresividad y nada mejor para soltar riendas que dejar que galope la creatividad que siempre es sanadora.
Recientemente, haciendo bocetos para una cliente, me enamoré de una de las creatividades que le hice. No eligió la casita y a esas alturas yo estaba enamorada de ella. No sé por qué me identificaba tanto en ella o por lo menos no lo sabía entonces. Regresando del centro a casa, parados en un semáforo vi de dónde la había sacado. Estaba ahí, enfrente mío, en el lado izquierdo del valle medio colgada en la ladera del bosque, lo que le daba esa maravillosa perspectiva de estar rodeada hasta el propio tejado de vegetación y plantas. No es una casa especialmente bonita. Necesita pintura y estoy segura que requiere de una buena renovación. Pero es la misma que yo había dibujado. Supe en ese momento que quería tenerla cerca. Llegué a casa y me puse manos a la obra. Desde ayer mi hierbas y especias tiene una casita llena de hierbas y de semillas. Una casita donde refugiarme de los tormentos del mundo y de la vida. Madre mía, tantos años en esta ciudad, tantas veces parados en el mismo semáforo y tuve que pintarla para poder fijarme en ella...
Ayer también, me pasé la tarde hablado con mi otra heroína que al igual que la inspiradora de este strudel  jamás me deja indiferente una charla con ella. Hablamos de mucho y mucha fue la inspiración y los proyectos para dejar crecer nuestros mundos imaginarios que requieren de espacio y atención. Porque los quehaceres y las rutinas a veces se lo comen todo, y hay que hacer grandes esfuerzos para no abandonar nuestros proyectos personales. Tengo la esperanza de poder contarte muy pronto que tramamos.  Y mientras llegue ese momento, hay que comer. Yo te dejo hoy con esta pasta, hecha con un pesto crudo muy veraniego. Tengo la suerte de hacerla con tomates y albahaca de mi huerto. Un verdadero lujo que hay que saborear despacio y con esmero. Pero es tan fácil y rápida de hacer que sería una pena no poder darte el gusto.



Ingredientes para 3 raciones:
  • 400gr. de pasta
  • 200gr. de tomatitos
  • 2 dientes de ajo
  • un manojo de albahaca fresca
  • 50gr. de almendras sin piel
  • 30-50gr. de queso pecorino o parmesano
  • 30-40ml. de aceite de oliva
  • sal y pimienta al gusto

Preparación:
  1. Hierve la pasta hasta que esté al dente en agua hirviendo con sal.
  2. Mientras tritura todos los ingredientes del pesto juntos menos la sal y la pimienta que es mejor añadirlo al final.
  3. Mezcla la pasta con el pesto y sirve al momento.

6 comentarios. ¿te animas?:

  1. Mai querida, que tristeza tanta maldad, me duele el alma, no hay palabras.
    Tu pasta está soñada, tan simple y deliciosa y esas fotos hermosas.
    Y esa casita? Me fascina, está llena de ideas y sueños por cumplir.
    Me encanta tenerte en mi vida, cada vez que nos juntamos en esas charlas eternas saltan un montón de sentimientos de los cuales aveces cuesta hablar pero a tu lado todo es fácil y la carga se aligera un montón.
    Estoy re feliz con nuestra super fantástica genial idea, juntas somos potencia, jajajaja no se en que sentido pero nos potenciamos al fin. Te quiero muchísimo.
    A tu lado me siento florecer!
    Besitos y confiemos en que el mundo se vuelva mas bueno. Yo creo que si es posible!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi heroína querida! después de ver tus cestas recicladas y mirar las mías sé que necesito de tu talento y sensibilidad. Veo lo que expresas y me pregunto: Madre mía! y qué tendrá dentro para crear tanta belleza!

      Ya te mandaré una foto de las mías para que veas la diferencia :-D

      Sí Vicky, tenemos que hacerlo y pronto. Nos va a enriquecer mucho compartir nuestro mundo fantástico. Tenemos que ser disciplinadas y no arrinconar la idea:-D un besazo!

      Eliminar
  2. A mí me pasa igual, he estado alejada de las redes sociales un par de días, necesitaba silenciar tantas voces, te entiendo.
    Tengo todos los ingredientes en casa, ya sé qué vamos a comer hoy, qué maravilla de receta. Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ses,

      Sí, es lo mejor. Acabo de asomar la nariz por facebook y me he vuelto a ir. Todavía se respira mala leche por todos sitios. Ahora más que nunca hace falta sensatez para obligar a nuestros gobiernos a que tomen medidas de seguridad más eficaces y cariño para arropar a todas las víctimas. Este atentado ha dejado un reguero de dolor por todo el mundo :-(

      Qué bien Ses, ya verás como os gusta. Son de tantas cosas sencillas que saben a gloria. Un besazo

      Eliminar
  3. Hola Maite. Lo primero que he visto al entrar ha sido la casita y me he preguntado de dónde habría venido la inspiración. Ya lo sé y me encanta porque te has sentido reflejada en ella.
    Ayer por la tarde sentí esa misma necesidad de cortar con Facebook, que es el único sitio en el que entro y también evité poner ni un minuto la tele.
    En este país criticar es muy fácil, pero también calentar caldos de cultivo, sin ni siquiera contrastar noticias
    Es muy triste, pero peor es saber de la hipocresía de los que nos gobiernan.
    Ya tenemos pruebas de que en cuanto pase la noticia y encuentren otra más jugosa, todo se difuminará dejando a las familias de las víctimas bastante solas y olvidadas.Por desgracia tenemos más ejemplos.
    A la espera de conocer ese proyecto que te ilusiona tanto.
    Tú plato de pasta es de los que triunfan en casa. Besos

    ResponderEliminar
  4. ¡Dios mío no sabía que tu hijo trabajaba en el centro!, te habría llamado, pensaba que estaba fuera de Barcelona.....ay Dios....qué horrible todo.....estoy ausente, me he metido porque Iñigo me ha mandado un correo y lo tenía que mirar, aprovecho para mandaros unas palabras a las "mías"...este plato de pasta de lujo....yo he comido pasta para toda mi vida este verano, la he disfrutado la verdad.....Me encanta tu casita y tu nueva imagen, es preciosa....estoy un poco chof....y ahora con todos en casa estoy encantada y con sentimientos encontrados porque mañana me desaparece una y en 10 días Carlos se me va a vivir a Madrid...así que el nido vuelve a estar vacío...eso si, lleno de cariño siempre...Un besazo, tengo muchas ganas de la rutina normal, la que me organiza, la que hace que pueda postear, hacer deporte y ser una mujer activa, el verano me da calor, me descontrola y me vuelve una desorganizada.....Un besazo, y me acuerdo mucho de ti que lo sepas.

    ResponderEliminar