Granola molida de Jamie Oliver

Qué delicioso sería convertir mi vida en una caja de zapatos. Montar un micromundo entre hojas de morera como los gusanos de seda. Zampar, poner huevos y una vez en la vida fabricar un capullo donde aletargar hasta que la mariposa salga al mundo. Volar con despreocupación sin mirar lo que dejé en la caja de zapatos, sin echar en falta ni las hojas frescas, ni mis huevos ni la seda. Sin cargar maletas, ni físicas ni afectivas. Volar y punto.

Ayer, en nuestra charla diaria, le recriminé a Günter que no podía aspirar a vivir como una foca que cada vez que aplaude le dan una sardina. Se le encendieron los ojos y me contestó: "joder sí, quiero ser foca" y es que si lo piensas suena fantástico: saludas con la aleta y te dan un pez. Aplaudes y te dan dos. Haces "ongh-ongh" y te vuelves a ganar otro. Termina la función y te espachurras encima de una roca al sol hasta el siguiente pase donde toque de nuevo aplaudir y comer sardinas. Y si algo tiene claro el personal del zoo, es que la foca sin peces no hace ni el huevo ni tortilla así que nadie se plantea intentar montar el show sin un buen cubo de peces a mano.
El caso es que le dije que se quitara eso de la cabeza, que él no era ni iba a ser nunca una foca, "si eres bueno y se lo pides amablemente a la vida, lo mismo para la próxima te concede el deseo" le dije. Y a la que me protestaba con la boca pequeña me dijo que a él le gustaría vivir el día entero conmigo encima, acompañándole al trabajo, a las terapias, etc. y así, en plan coach irle marcando el eso sí, eso no y eso otro ni en sueños. De nuevo protesté, "pero que dices! déjate de coach y coaching, alma cándida. Tú y yo somos como Don Quijote y Sancho Panza. Tú luchando contra molinos de viento y yo, siempre con mis buenos consejos desoídos, recogiendo tus huesos apaleados después de cada lance. Reímos, qué remedio.

Pero me quedé con la copla, no lo pude evitar. Me repetí la tarde entera, que yo no quiero ser Sancho, que quiero una caja de zapatos y ser gusano, una mascotita para los niños que te liberan cuando echas las alas para volar. Si las cosas siguen así, no dudo en pedírselo a la vida con mucha amabilidad pero la prudencia me dice que mejor no soñar a la ligera no vaya a ser que mis sueños se cumplan y es que a veces, hasta a éstos, los carga el diablo.
Solo sé, que necesito fuerzas. Así que, mientras una parte del mundo nada más que piensa en dietas depurativas, yo me lanzo con rocinante a la superfood. En navidad, todos nos preguntamos que nos apetece de regalo. Mi suegra no suele interesarse por mis deseos, me pregunta si me parece bien que me regale tal o cual cosa. Este año me dijo si me apetecía el libro de recetas navideñas de Oli. Contesté que si no le era molestia, prefería que me lo cambiara por uno de la serie superfood, y me ha tocado el de a diario. Más que un libro de recetas es un alegato a qué y cómo hay que comer diariamente, algo que en principio sabemos pero no practicamos. En  un mundo donde la tendencia es comer cada día como si fuera domingo, me sumo a su causa y he comenzado a introducir cambios en nuestras rutinas.

Una de las novedades a la que me apunto, es a la granola molida. Tiene muchas posibilidades y poco a poco os las iré publicando. De momento, la receta general y un par de propuestas sencillas para el desayuno.


Ingredientes:

  • 500gr. de copos de avena
  • 125gr. de nueces y frutos secos variados
  • 125gr. de frutas secas (vale de todo. Yo usé una mezcla con plátano, coco, cramberries, albaricoques, pasas sultanas y rubias)
  • 50gr. de semillas variadas (vale de todo. Sésamo, lino, pipas, amapola, Chia)
  • 3 cdas. de cacao (2 de Nesquik y una de cacao puro 100%)
  • ralladura de naranja
  • opcional (una cucharadita de café molido)

Preparación:

  1. Tuesta al horno a 180ºC durante unos 15-20 minutos la avena con las nueces y las semillas.
  2. Deja que temple o enfríe y muele la mezcla con el resto de ingredientes (las frutas secas, el cacao y la ralladura). Importante disponer de un molino de moler o un procesador de alimentos.
Bol de desayuno: 
Pon entre 30-50gr. de polvo de granola acompañado de 2 cucharadas generosas de yogur con una pizca (1/4 de cucharadita de café) de azúcar morena con vainilla molida. Haz una ensalada de frutas a tu gusto. Mi sugerencia es que pruebes: mango, manzana, piña natural, mandarina y arándanos aliñados con el zumo de una naranja estrujada.

Pancakes de granola:
Te dejo con el video de la web de Jamie Oliver. Yo te traeré en breve mi propia versión, algo menos sana pero más alegre :-) Pancakes de granola aquí.

Otras Recetas

15 comentarios. ¿te animas?

  1. ¡Qué bonito escribes Mai! :X ¡Da gusto leerte! esperando esas recetillas me quedo....¡Besos Familia!

    ResponderEliminar
  2. Hola guapisima, que maravilla de granola has preparado, yo nunca la hice y viendo la tuya me apetece. Mai cuanto nos toca luchar en la vida,y tenemos que ser fuertes y seguir, no hay que tirar la toalla, tenemos que seguir tirando del carro, tu ya veras como todo pasa y más pronto de lo que piensas, arriba ese animo....Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí estoy segura que seguiremos para adelante. A lo tonto ya van 4 meses de baja pero ya nos habían avisado que iría lenta la cosa. Pero como dices, lo importante es que vaya con buena letra :-) un besazo y que sepas que me animas mucho. Muchas gracias por estar siempre al otro lado.

      Eliminar
  3. Me gusta que te tomes las cosas con positividad y que al final de una charla tan importante acabes riendo...siempre te imagino así, jeje.....Esta granola la he visto en el libro, me lo acabaré comprando, lo tiene Maialen y soy fan de jamie la verdad..me gusta mucho....
    VOY VOLVIENDO A LA NORMALIDAD, se murió la hermana de mi Madre el lunes y he estado toda la semana con primas y tía de Barcelona en casa de mi madre y en Eibar...están muy tristes, tres hermanas y como si les hubieran cortado una pierna...por eso no te he llamado...a ver si esta semana me animo, tampoco tenía muchas ganas de "bloguear" la verdad..
    Besos reina.
    Marialuisa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si lo tiene tu hija comprate tú el otro de la serie y así lo intercambiais :-P yo tampoco blogueo mucho ultimamente pero si me agarro a las amigas que son las que nunca les falta cariño y alegría. Mucho ánimo pichona! besos

      Eliminar
  4. Hola Maite, saludos de una tocaya. Gracias por tu blog y por compartir tu sabiduría con todos. Tengo una pregunta con respecto a la granola que nos has explicado en esta receta. ¿Cuánto tiempo puedes conservarla una vez molida sin que se ponga correosa? Por si me toca comérmela toda a mí, jajajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola tocaya :-) pues mira, no te puedo decir porque aquí, cosas que se me ponían fatal en España me duran un montón y otras se me echan a perder rápido. La verdad es que la avena en España no la comía así que no tengo mucha referencia. En cualquier caso, si los tuyos son como los míos, la recibirán con indiferencia. Si les pongo el invento, les gusta pero no tienen iniciativa ninguna. Están hechos a su muesli y sus tostadas y no los sacas de ahí. En cambio, yo estoy teniendo muchas ideas a parte de comerlo con yogur o en pudding. Si te animas a hacerla, cuéntame y te iré compartiendo mis experimentos sin tener que esperar a que los publique :-) un abrazo gordo

      Eliminar
  5. Animo Mai, ya sabes que el mundo gira en torno a las modas y beeeeeee... Creo que el sentido común es lo acertado, por eso yo como de todo pero con la medida de capacidad de un puñado. Un puñado de primer plato, un puñado de segundo y la fruta que cabe en una mano. Cantidades suficientes para estar bien alimentados y satisfechos. Por otro lado, las focas mejor pensar que están en su hábitat natural ( donde nadie les da una sardina), a verlas en un zoo. Quizá a Gunter se le olvida esto¡ Un superabrazo y mucho cariño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, Elena, cómo se le va a olvidar! lo que cuento son metáforas que no creo que se deban sacar de su contexto. Es quedarse con la idea. Con respecto a las modas, cada cual elige su forma de vida. Yo personalmente voy por libre y me quedo con lo que me cuadra o me gusta. En cuanto a las cosas de comer no te creas, no se trata tanto de sentido común, a veces se pierde la referencia con la costumbre. Yo por ejemplo, una de las cosas que aprendí desde que vivo fuera de España es que comer primer y segundo plato es una mala costumbre que nos deberíamos de quitar así como saber qué comer en un desayuno, en un almuerzo o en una cena. La comida nos puede ayudar a sanar -lo sé por experiencia- pero también nos puede hacer enfermar.

      Un abrazo,

      Eliminar
    2. Gracias y perdona, me gusta mucho lo que escribes además de tus recetas.

      Eliminar
    3. Ese gracias y perdona me hace pensar que te molestó mi respuesta. Siento que haya sido así. En cualquier caso, gracias a ti por visitarme y dedicarme tu tiempo.

      Un abrazo

      Eliminar
    4. No, para nada, siento que lo hayas interpretado así. Te doy las gracias por no tomártelo a mal y el perdona por meterme en camisa de once varas. La granola riquísima, me parece un vicio, de momento la tomo con leche caliente, que con éste fresquito que hace entra mejor.

      Eliminar
  6. Hola mi Mai, si tuviera que decir que tipo de animal sos diría que un ave fénix. Cada día amanecés con fuerzas renovadas, llena de energía, habiendo dado vuelta la hoja para empezar un nuevo día. Llena de colores, dispuesta a brindarte por completo. Al final del día , agotada te hacés cenizas para volver a regalarte nuevamente a los tuyos.
    Sabés como hago yo la granola? No le pongo cacao, básicamente es similar a la tuya , pero le pongo un poco de miel después de haber tostado las semillas, y con la avena instantánea que ya viene precocida. La pongo en una sartén antiadherente y la dejo que se derrita la miel y se mezcle bien. Después la guardo en un frasco cerrado en la alacena.El problema es que no sabemos si dura mucho ,porque nunca pasa de la semana. Mis grullas se encargan de hacerla desaparecer jaja.
    Besos y abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eri! Ya me gustaría ser ave fénix, tú me ves así por lo mucho que me quieres, porque sabes lo duro y largo que es el proceso. :))


      Jeje, en primavera, hacemos una granola fussión :D muchos besos

      Eliminar